domingo, 3 de mayo de 2015

La forma de gobernar del PP en la Comunidad Valenciana ha consistido en el saqueo institucionalizado y descarado de lo público.

Incluso ha acabado saliendo la putrefacción en la que se asentaba el intocable Rus. Era el último gran jerarca del PP en las Diputaciones valencianas que faltaba por vincular, con pruebas, a la corrupción. Cayó Carlos Fabra en Castellón, que pronto saldrá de la cárcel. José Joaquín Ripoll en Alicante, tuvo que abandonar el sillón, pero a cambio eligió quedarse con la presidencia del puerto, donde seguro que hará mayores negocios de los que ya hacía desde la Diputación.. 

Buena parte de aquellos que han constituido la cúpula del PP valenciano han sido imputados o están salpicados por escándalos de corrupción. Aunque, salvo insignificantes excepciones, no han acabado en prisión, manteniendo un descarado grado de impunidad, han ido diluyendo o retrasando los juicios que tenían pendientes, y aunque han dejado los cargos que les hicieron famosos, ante la presión mediática, continúan cobrando impresionantes sueldos, sintiéndose arropados bajo el paraguas del PP valenciano, que les garantiza la protección política y jurídica de toda una serie de lealtades compradas a lo largo del tiempo.

,
El PP se ve obligado a suspender al presidente del partido en Valencia tras el último escándalo

Alfonso Rus, también presidente de la Diputación, fue grabado mientras contaba el dinero recibido de una supuesta comisión

HEMEROTECA


El PP valenciano ya supera los 100 imputados por corrupción
Eldiario.es.

Nueve exconsellers están acusados formalmente por los jueces en diferentes casos

Las causas por corrupción afectan, además, a 300 funcionarios, empresarios y familiares


Gürtel desangra al PP valenciano

El País

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada